logo largo blanco

Planificación Temprana: Comercios se preparan para Navidad

 Planificación Temprana: Comercios se preparan para Navidad
Digiqole Ad
  • Diciembre es un mes de alta demanda para las empresas, pero también para puertos y compañías logísticas, por lo que los procesos de importación pueden alargarse. 
  • Un ejemplo: si se traen productos desde China, una carga puede demorar hasta tres meses en llegar.

Aunque tal vez poca gente está pensando en la Navidad en este minuto, es ahora cuando las empresas deben trabajar con agilidad para asegurar que las importaciones de productos que necesitan para fin de año lleguen a tiempo.

Y, por otro lado, quienes exportan, ocuparse de esto ya que les permitirá alcanzar a nuevos consumidores en el exterior. Se trata, a fin de cuentas, de generar las condiciones mínimas para que la Navidad sea un éxito para comerciantes y productores, y así puedan asegurar stock suficiente para todos sus clientes.

Las cifras económicas sustentan esta necesaria anticipación. Según datos de la Cámara Nacional de Comercio, un 12% de las ventas anuales físicas en Chile se concentran en el mes de diciembre, mientras que en rubros como la electrónica y el vestuario, alcanzan al 17% y 15%, respectivamente. A todas luces, hablamos de una de las épocas más importantes del año para las ventas.

Desde el punto de vista del transporte de las mercancías, son muchas las exigencias que esto implica para la industria logística. Para Ramy Dabian, Sales Supervisor de KLog.co, compañía tecnológica de logística internacional líder en Latinoamérica, tanto importadores como exportadores deben considerar el pronóstico de la demanda, la anticipación en las compras, los tiempos de tránsito y los desafíos logísticos que pueden surgir durante este  período, por lo general, caótico.

«Si hablamos del flete, claramente la Navidad es una peak season, un período de alta demanda donde todos necesitan embarcar antes del cierre del año para tener los productos. Esto genera un cuello de botella en los puertos, no solo en Chile, sino en todo el mundo. Finalmente, la demanda de contenedores o de movimiento en sí aumenta a raíz de la alta demanda a fin de año», señala el ejecutivo.

Por eso, Dabian recomienda preparar la mercadería con al menos tres o cuatro semanas de antelación para lograr embarcar en los tiempos mínimos que las navieras requieren. Este lapso básico, eso sí, se extiende si se importan mercancías desde China, uno de los proveedores más relevantes para nuestro país.

Desde el gigante asiático, el tiempo de tránsito entre el puerto de origen y el arribo a Chile varía, en temporada normal, entre 40 y 60 días. «Entonces, a esas tres o cuatro semanas recomendadas, debemos sumar ese tiempo, y sin considerar también que el proveedor puede necesitar más días para producir la mercancía, si es que no está lista. En ese caso, hay que considerar al menos 30 días más», agrega Dabian.

Sumando y restando, el proceso completo de importación desde China alcanza fácilmente los tres meses, por lo que ahora es el minuto de comenzar a preocuparse por el tema. De esta forma, los comerciantes tendrán con sus productos el tiempo suficiente para descargarlos, inventariarlos y ordenarlos en bodega.

«Se debe identificar bien qué productos son prioritarios para la temporada navideña, de acuerdo al rubro del negocio. En ese sentido, hacer un análisis de mercado previo es muy útil. Fin de año es un momento de alta demanda para los comercios, por lo que estos deberán aumentar su stock. Y para eso, considerar todas estas variables logísticas es indispensable», concluye Dabian.

Digiqole Ad

Post Relacionados

Leave a Reply